TESTIMONIO DE EXALUMNA TRAS 4 MESES EN LA PATAGONIA

Emilia Uribe (A20),  nos cuenta cómo fue su experiencia de pasar 4 meses en San José de Mallín Grande:

“Fueron una serie de eventos, guiados por Dios, los que me llevaron a tomar la decisión de partir cuatro meses a San José.
Desde que supe algo de la experiencia, hace muchos años, quise ir. Pero por diferentes cosas que pasan, no pude participar de la experiencia como escolar y me invitaron a un retiro de exalumnos del CSB, CSL y CSA.
Me encantó la experiencia, pero no me atreví a seguir con mis planes de irme cuatro meses. Sin embargo, Dios hace que todo funcione y, aprovechando que me tomé el año al salir del colegio, me fui. Y lo que partió siendo un relleno del año, terminó siendo una experiencia que cambió mi mirada de la vida.
Dios fue mi pilar fundamental, mi piedra angular, por mucho tiempo. Cuando estaba en segundo medio tuve un quiebre fuerte en mi fe, se me olvidó la existencia de Dios, en un momento difícil de mi vida.
En San José logré no sólo recuperar, sino fortalecer muy firmemente esta relación Padre- hija.
Fue un inmenso regalo tener una comunidad con la misma sed de Dios, una comunidad que no me falló y que me amó a mí por ser yo por, por ser hija de Dios.
Y otro regalo enorme, que atesoro para siempre, es la gente de los pueblos y del campo, personas que lo dan todo sin pedir nada, personas que han luchado por cada cosa y que daban como nadie. Ellos me enseñaron el amor genuino, desinteresado y real: amar a Dios y al prójimo, eso es lo que hacen ellos cada día en su vida.
Si alguien se quiere ir le diría que se arme de valor, que van a haber momentos difíciles pero el encuentro con Cristo, la vida simple y el aprendizaje de vida no tienen comparación. Si está dando vueltas esa idea en tu cabeza éste es el momento, ésta es la señal que querías, éste es el tiempo ideal para los planes del Señor.