CAMPAMENTO SCOUTS POR SECCIÓN

Se acerca el fin de semestre y como es tradición se reúnen los Scouts en su Campamento de sección. Ambos, hombres y mujeres centrados en los objetivos de cada etapa y siempre buscando crecer en la oración comunitaria y la amistad en Cristo.

Conoce cómo vivieron sus campamentos las golondrinas, guías, ruteros, lobatos y la tropa.
las mujeres:
El campamento de las golondrinas se realizó en las instalaciones del colegio. A este asistieron 89 golondrinas junto con 14 jefas y fue una instancia en la que las niñitas pudieron vivir la alegría de ser y empezar el camino scout.
El campamento de guías se realizó en la localidad de Polpaico, a este asistieron 93 guías y 8 jefas. Se pudo trabajar mucho el espíritu scout vivido en comunidad, en donde a través de la amistad y la sencillez pudieron seguir creciendo en su camino scout.
El campamento de la ruta se realizó en la localidad de Villa Alegre asistieron 16 ruteras junto con 5 jefas. Esta fue una instancia para encontrarse con Dios, desconectarse y avanzar en la búsqueda de sentido propia de cada una. El campamento de pioneras se realizará este fin de semana.

Julieta Barranco 8ºA, (Guía): “Este campamento fue muy corto pero a la vez muy valioso, en donde cree lazos de amistad con personas que nunca creí que estaría tan cerca de ellas, pero principalmente este campamento me recalcó lo importante que es valorar las cosas tanto como materiales a algo espiritual como una amistad, ya que de un día a otro se pueden ir o alejarse de ti. Ama, vive y sonríe, una frase que me marcó hasta el fondo de mi corazón, vive el presente  sin importar nada, tu vida es una aventura solo disfrútala.
Cada día le agradezco más a Dios por tener esta oportunidad de ir a campamentos y de estar con las personas que son tan especiales en mi día a día”.

Macarena Jamis IVºA, (Rutera): “Hace un par de días que volvimos del campamento scout con la Ruta, en donde pudimos reflexionar, rezar, reírnos y desconectarnos de la rutina a la que estamos acostumbradas. Fue una experiencia bacán y una vez más puedo decir que estoy agradecida de la oportunidad que tengo de ser scout y poder experimentar la vida en comunidad, donde se aprende a  compartir y formar lazos de amistad espiritual.
Me quedo con la invitación a vivir esta vida con sentido confiando en el plan que Dios tiene para mi y así disfrutar más de la simpleza de las cosas, como son las  conversaciones, juegos, risas, cantos, etc, porque solo así alcanzamos la paz y felicidad”.

Los hombres:
Durante los últimos los fines de semana del 20-22 y del 27-29; el grupo scout tuvo los primeros campamentos de sección del año.
Como es costumbre; nos separamos por sección, donde los lobatos, la tropa y la ruta tuvieron sus propios campamentos. Los pioneros por su parte fueron a los campamentos de lobatos y de tropa para ayudar a las demás secciones y servir siguiendo su enfoque.
El campamento de lobatos fue un campamento único y especial. Tuvimos el regalo de compartir el campo con nuestros colegios hermanos; San Benito y San Lorenzo. Donde a pesar de que hicimos las actividades por separado. Tuvimos momentos para compartir y ver a los grupos hermanos. A este campamento asistieron 73 lobatos, 13 pioneros y 20 jefes; y se realizó en las cercanías de Melipilla. Los lobatos tuvieron la oportunidad de comenzar a vivir su camino Scout, donde mediante los juegos, colores, almuerzos, fogón, completas y las distintas actividades comienzan a entrar en este mundo.
Por otro lado, el campamento de la tropa se realizó en Palmas de Ocoa, Hijuelas. Este campamento fue enfocado en formar la comunidad de la tropa, formar las identidades de patrullas y avanzar con las especialidades. También hubo ceremonias de promesas, donde algunos troperos hicieron su promesa Scout. Para este campamento asistieron 78 troperos, 11 pioneros y 7 jefes.
El último el fin de semana , la ruta tuvo su campamento de sección; el cual se realizó en el campo Cajón de Abrantes de la familia Arnaiz. Campamento que se enfocó en la vida en comunidad por lo que se trabajó la amistad espiritual, el conocimiento personal y la oración. En este campamento asistieron los 10 ruteros y sus 3 respectivos jefes.